Materia, la web de noticias de ciencia

Lee, piensa, comparte

Hasta el 95% de la investigación en psicología pueden ser falacias sin rebatir

La gran mayoría de los estudios no son puestos a prueba por grupos de investigación independientes, haciendo imposible saber si lo que afirman es cierto

Más noticias de: biotecnología, I+D, psicología


LEER
IMPRIMIR

Tomar vitamina E para reducir el riesgo de dolencias del corazón o ingerir una aspirina al día para controlar la presión sanguínea son dos consejos que se han podido escuchar en consultas médicas. Ambas recomendaciones estaban sustentadas por estudios científicos que aparecieron en revistas científicas de prestigio y que eran considerados de referencia por muchos investigadores. Sin embargo, estudios posteriores más amplios mostraron que estos tratamientos no eran efectivos. La medicina moderna apoyada en la ciencia ha demostrado su capacidad para curar enfermedades frente a las que las medicinas tradicionales, algunas milenarias, se habían mostrado impotentes. Pero también ha tenido que reconocer las limitaciones que muestran todos los frutos del intelecto humano cuando se les pone a prueba frente a la realidad y no se les protege con el velo de la magia.

Pioneros de la psicología, en 1909. Delante, Sigmund Freud, G. Stanley Hall y Carl Jung. Atrás, Abraham A. Brill, Ernest Jones, Sándor FerencziAmpliar

Pioneros de la psicología, en 1909. Delante, Sigmund Freud, G. Stanley Hall y Carl Jung. Atrás, Abraham A. Brill, Ernest Jones, Sándor Ferenczi /

En un artículo reciente, el investigador de la Facultad de Medicina de la Universidad de Standford John Ioannidis calculaba que “la prevalencia de las falacias sin rebatir pueden representar hasta un 95% (si no más) de los hallazgos significativos en algunas áreas de la investigación en psicología”. Ioannidis creció en Atenas y mantiene un discurso digno de los filósofos griegos de la Antigüedad. “La ciencia trata de acercarse a la verdad lo más posible y no de obtener resultados espectaculares pero erróneos”, afirma en su artículo en el que pide que se dé a la búsqueda de la verdad la máxima prioridad.

Un estudio afirma que hasta el 90% de los estudios que sirven como orientación para diagnosticar enfermos son defectuosos

Su trabajo es un aldabonazo más en la conciencia de los científicos desde que en 2005 publicó un estudio en el afirmaba que hasta el 90% de los estudios utilizados por los médicos para orientar sus diagnósticos eran defectuosos. Desde entonces, una mayoría de los científicos, en lugar de mostrarse ofendidos por las advertencias de Ioannidis, han acogido con interés sus trabajos y lo han convertido en uno de los investigadores más citados de su área.

En ese trabajo explica que, debido a la propia forma de plantear los estudios y diseñarlos, con muestras demasiado pequeñas para probar la efectividad de un tratamiento  y una gran cantidad de sesgos agudizados por factores como las posibilidades de obtener financiación o ser publicados en revistas de mayor prestigio, la ciencia está abandonando la búsqueda de la verdad por la producción de resultados espectaculares, financiables, publicables, pero muy poco útiles.

Uno de los aspectos que muestran las costuras de buena parte de la investigación biomédica es la baja tasa de resultados obtenidos en un laboratorio que se pueden repetir en otro independiente, algo fundamental para comprobar si una afirmación es cierta. Como se recuerda en el MIT Technology Review, el año pasado la empresa biotecnológica Amgen explicó en la revista Nature cómo sus investigadores habían sido incapaces de reproducir 47 de 53 resultados muy prometedores para el tratamiento de enfermedades de la sangre y del cáncer, y un año antes, la farmacéutica Bayer publicaba en ese mismo medio que no había podido replicar dos terceras partes de una serie de estudios que identificaban dianas para tratamientos.

«Es una parte fundamental de la ciencia, ser consciente de las limitaciones, reconocer los errores y corregirlos»


Antoni Andreu
Subdirector general de Evaluación y Fomento de la Investigación del Instituto de Salud Carlos III

“Este problema viene porque muchas veces se realizan investigaciones muy individualizadas y para ver un efecto concreto”, explica Ferrán Torres, director de la Plataforma de Bioestadística y Gestión de Datos del IDIBAPS-Hospital Clinic. “Esta investigación diseñada con un objetivo tan particular no se va a poder replicar”, añade. Torres enfatiza que no se trata de una cuestión de fraude científico sino de realizar estudios que puedan cumplir objetivos concretos para satisfacer a la industria farmacéutica, donde está el dinero, y a la evaluación pública y la publicación de artículos científicos, que es donde se encuentra la carrera y el prestigio de un investigador. “Todo el mundo debe ser consciente de ello para poder mejorarlo”, señala.

La presión para obtener resultados novedosos y espectaculares que luego puedan recibir financiación ha llevado también a que pierda interés algo tan poco llamativo, pero tan necesario, como intentar repetir los resultados de otros equipos. En su artículo, Ioannidis asegura que la gran mayoría de los supuestos descubrimientos de la ciencia en psicología no han sido replicados y que, en el mejor de los casos, son los propios científicos que obtuvieron el resultado los que publican una confirmación.

La presión dificulta la revisión de artículos

Antoni Andreu, subdirector general de Evaluación y Fomento de la Investigación del Instituto de Salud Carlos III, el principal organismo que gestiona la investigación biomédica en España, cree que el problema de la replicación de los estudios “es antiguo”, pero “se ha visto hiperdimensionado porque la capacidad de publicar se ha multiplicado”. Andreu considera que “la revisión por pares (el sistema de análisis por otros expertos que determina qué artículos se publican o se financian y cuáles no) es razonablemente buena, pero hay que ser conscientes de que existe un margen de error”.  En este sentido, explica que para mejorar estas revisiones serían necesarios muchos recursos. Hasta ahora, los investigadores que llevan a cabo esa tarea lo hacen normalmente de forma altruista y el incremento de las publicaciones y de la presión por publicar está limitando el tiempo que se puede dedicar a ese trabajo.

El autor advierte de que si no se toman las medidas adecuadas la ciencia no se corregirá a sí misma y puede retroceder

Pese a que tanto Torres como Andreu creen que hay una cantidad importante de estudios que no se pueden replicar, ambos reconocen que no existen estadísticas sobre cuál es la dimensión exacta del problema para poder empezar a corregirlo. Para combatir esta debilidad de la ciencia, Ioannidis recomienda en su artículo mejorar la valoración de los trabajos de replicación en las revistas científicas y separar el trabajo de exploración del de confirmación de los resultados. En este sentido, Andreu cree que hay que mejorar la capacidad para evaluar el impacto de los estudios publicados gracias a la financiación pública y recuerda que el nuevo Plan Nacional de I+D+i incluirá por primera vez una mención a las evaluaciones a posteriori de los estudios. Además, el Horizonte 2020, el programa de la UE para fomentar la investigación y la innovación en Europa, ha colocado la evaluación del impacto de la ciencia solo por detrás de la excelencia dentro de sus prioridades, algo que no sorprende después de saber que la mitad de los estudios de salud pagados por la UE no publica sus resultados. El problema es que, como reconocen los gestores de la investigación biomédica, este tipo de trabajos de control a posteriori, que aún ni se consideran, requieren una gran cantidad de recursos justo ahora cuando más escasos son.

En su artículo, Ioannidis advierte de que, pese a lo que muchos creen, si no se toman las medidas adecuadas, la ciencia no se corregirá a sí misma y puede retroceder. El profesor de Standford compara lo sucedido cuando se quemó la biblioteca de Alejandría con la pérdida de credibilidad y de documentación fiable provocada por la ingente producción de investigación a la que no se somete a las mínimas pruebas de calidad. Andreu es más optimista y opina que la detección de los errores como los que publica el investigador griego deben ser un acicate. “Es una parte fundamental de la ciencia, ser consciente de las limitaciones, reconocer los errores y corregirlos. Es importante equivocarse”, concluye.


REFERENCIA

'Why Science Is Not Necessarily Self-Correcting' DOI: 10.1177/1745691612464056


Archivado en: biotecnología, I+D, psicología




COMENTARIOS

  • Gustavo Ferrero

    Buen articulo Daniel.

    Sin embargo, un detalle probablemente de edicion, hace que el titulo no concuerde fielmente con lo que afirma el investigador en el documento referido localizado en http://pps.sagepub.com/content/7/6/645.full.pdf (ver Abstract) cuando en el cuadro 1 de la pagina 6 indica:

    “However, depending on assumptions about prior odds of a genuine nonnull effect and whether bias is present or not, unchallenged fallacy may easily have a prevalence of 30% to 95%, and unconfirmed genuine discoveries may represent the remaining 66% to 1%, respectively. Different subfields in psychological science may have different prevalence of unconfirmed genuine discoveries and unchallenged fallacies within
    these ranges.”

    Tal vez el titulo de tu nota deberia ser:

    ***En algunas areas de la investigación en psicología hasta el 95% pueden ser falacias sin rebatir***

    Y se haria el honor a la actitud correctiva que demandamos de la ciencia.

    Saludos.

    Gus.

  • Gonzalo

    A Ioannidis: “Porque la razón no se acerca a la verdad, pero la inteligencia es poderosa, y, una vez conducida por la razón hasta las puertas, tiene la capacidad de acercarse a la verdad. En tonces abrazando con la intelección todas las cosas y viendo que están de acuerdo con lo que la razón explica, cree y descansa en esta bella fé.”

    Al lector: ¿Es una acusación a la medicina, por raptar a la ciencia; o a los hombres de ciencia, por dormirse en la materia?

    A esMateria: Yo mismo trabajo en un modelo teórico hace un par de años, que no he avanzado por las obligaciones diarias y/o por el temor a ser tachado de “magufo”.

    (Aún no descubro bien cuál es la causa y cuál la justificación)

    A Daniel: Excelente! Gracias.

  • Joaquim Elcacho

    Stanford

  • notodovale

    El título no cuadra con el contenido. El título habla de “psicología”, mientras casi todo el contenido se refiere a “medicina”. Es curioso que la psicología en España sí que se acerca a los estándares de la ciencia experimental. ¿Ha sido un “lapsus” (como la foto, que se refiere al psicoanálisis, método médico acuñado por un neurólogo para conocer y curar la mente, y no a la Psicología experimentalista)?, ¿un acto intencionado?, ¿o simple conveniencia o miedo para no hacer concordar el título con el contenido, que en tal caso debería poner: “Hasta el 95% de la investigación en BIOMEDICINA pueden ser falacias sin rebatir”?. A fin de cuentas es lo que gestiona Andreu.

  • http://www.facebook.com/caminandoutopia Caminando Descalzo

    La crítica es hacia la ciencia y utiliza a la psicología como un ejemplo. Hay que tener cuidado con esto por que el título no tiene relación con artículo en sí. Ten en cuenta que somos muchos quienes estamos dentro del mundo de la investigación y encontrar este tipo de afirmaciones chocan un poco. Si te lo plateas más como una pregunta y revisando bien las bases del artículo puede ser mucho más atractivo.

    Estoy de acuerdo con el profesor Ioannidis. Es necesaria una revisión de nuestra metodología. El debate sobre los paradigmas de las ciencias puras y sociales son intensos.

    Sin embargo esto no quiere decir que “la investigación en psicología sea falacias sin rebatir”, estamos admitiendo que el mismo método utilizado no se esta aplicando correctamente. No confundamos las cosas. El echo que de que no existan mecanismos de contrastación y replicación efectivos dentro del paradigma en el que nos encontramos, no quiere decir que la producción de ese conocimiento no sea positiva.

  • SaraPS

    Como aparece en comentarios anteriores, el título del artículo mencionando las falacias en la investigación en psicología no concuerdan para nada con el contenido desarrollado, creo que debería aparecer alguna subsanación de este error por parte del autor o del editor, desgraciadamente ya bastante mala imagen tiene la psicología para encima encontrar titulares como este.
    Sara

  • SaraPS

    Como aparece en comentarios anteriores, el título del artículo mencionando las falacias en la investigación en psicología no concuerdan para nada con el contenido desarrollado, creo que debería aparecer alguna subsanación de este error por parte del autor o del editor, desgraciadamente ya bastante mala imagen tiene la psicología para encima encontrar titulares como este.
    Sara

  • http://eldiadelaestafa.blogspot.com/ Miguel Blanco

    Como indica “notodovale”, la foto corresponde al los pioneros del psicoanálisis (doctrina pseudocientífica imaginativa pero sin validación empírica ni eficacia), que no de la psicología.

    Los pioneros de la psicología fueron Weber y Fechner, y Wundt posteriormente.

    Un error de necesaria corrección…

    • Juan David

      Como se nota que no sabe usted Miguel Blanco absolutamente nada de psicoanálisis, pero si precisamente aparenta de psicología positivista, aquella que, de la mano con la ciencia, busca formular hipótesis mágicas que se acercan a una posible realidad material. EL psicoanálisis precisamente, es subversivo, porque desvalida totalmente el principio Kantiano de que nuestra mente necesita tiempo (cronológico) y espacio para que se lleven a cabo los procesos simbólicos en los procesos psíquicos, y segundo: la crítica obviamente el cógito ergo-sum, que no es sino un residuo del yo para poder encajar en la cultura y mostrarse al exterior como cosa pensante, pero demostrado está que somos más animales que cualquier otra cosa, ahora, principios atribuidos a las neurociencias y a otra cantidad de categorias que se asumen como ciencia dentro de la psicología esta por ejemplo el hecho de decir que amor y odio no son opuestos, y que eso lo descubrió la ciencia de la “neurociencia”, cuando eso ya lo había dicho Freud en 1919, hace casi 100 años en más allá del principio del placer. Le recomiendo que lea primero en vez de publicar bobadas o sino, quédese buscando el “arco reflejo” de algún animal para que se atribuya usted como “científico en psicología” y logre condicionar un perro como lo declaró pavlov.

      • Lbrt OO

        jajajaj Aún existen personas que defienden al psicoanálisis??!! Yo conozco perfectamente esa pseudociencia y no son más que “hipótesis mágicas, con una porción de incestos, heces y más incesto”

        • Miguel Blanco

          Cada vez quedan menos, pero parecen estar más convencidos. Como una secta, sin el “como”.
          Saludos.

        • Juan David

          Es tan sospechosa su absurda afirmación de “yo conozco perfectamente”. Entre conocer y saber, hay un gran trecho estimado megalómano que afirma conocer con perfección algo que ni los más experimentados se atreven a decir jamás, porque es imposible. Además, veo que AÚN EXISTEN tontos que no saben que el incesto es la prohibición universal y se haya latente en toda relación, dudo mucho que haya leído a Lévy Strauss, lea algo de antropología por lo menos y no tome tan literal lo de las “heces”, se nota que traga entero, ah y lo del psicoanálisis, no es un tema que sea para todo el mundo.

          • Miguel Blanco

            ¡Qué bueno! Sus insultos van mejorando: bobadas, megalómano, tontos, … Todos completamente fuera de lugar en un blog como el presente.

            ¿Cómo se interpreta esta necesidad de insultar desde el punto de vista psicoanalítico?

            ¿Ha pensado seriamente en psicoanalizarse antes de continuar con los comentarios?

            Un saludo.

          • Juan David

            El hacerse psicoanalizar es un asunto individual de cada cual, y es fundamental si se quiere ser analista, pero le pregunto ¿usted ha pensado en leer en serio psicoanálisis antes de decir que es una pseudociencia mágica en un blog como éste? Finalmente ninguna psicología, y lo digo por si usted es psicólogo y escribe jactansiosamente que conoce “disque” a “la perfección” tal cosa (como un megalómano, y si quiere remítase a Introducción al narcisismo, de Freud en 1914, para que comprenda un poquito), vuelvo a decir,ninguna psicología es una ciencia, porque precisa de no tener un objeto de estudio claro y definido, pues la mente y la subjetividad no se pueden medir, eso se le deja a aquellos que dicen que pueden (con herramientas de medición) acercarse a la ciencia, como si el sujeto fuera un ser mecánico, aún así, el psicoanálisis poco tiene que ver con psicología y los mejores psicoanalistas son antropólogos, filósofos….en fin, gente de conocimientos muy amplios. Retomo para despedirme que el psicoanálisis es un saber, y ese saber implica algo que no todos comprenden ni quieren saber, como usted por ejemplo, y aun así afirman en total ignorancia algo que no entienden y dudo que haya sido capaz usted de entenderlo. Es más, es tan complejo, que hay algunos que lo usan, muy inteligentemente, para sustraerse del ejercicio clínico y hacer análisis de situaciones y fenómenos mundiales, como el caso del psicoanalista Slavoj Zizek. Hasta pronto.

          • Miguel Blanco

            Por fin estamos de acuerdo en algo: hacerse psicoanalizar es un asunto individual. Añadiría que es como hacerse la quiromancia, el tarot o que le hagan la carta astral, también decisiones personales, y también sin ninguna relación con la realidad científica.

            Más insultos y descalificaciones (megalómano, ignorante). Adelante con ellos, pero procure no repetirse. Aunque le recuerdo que las falacias ad hominem NO son ningún argumento válido, supongo que tampoco para un psicoanalista, aunque esto no lo tengo claro. Las apelaciones a la autoridad (sean a Freud, Lacan, Zizek, Einstein o mi primo el sueco) tampoco son argumentos válidos.

            No soy psicólogo, pero esto es irrelevante para lo que nos atañe.

            Puestos a elegir un saber sin validación empírica, prefiero uno divertido como la teoría de Aristóteles sobre el corazón (que según él, era el centro de las emociones y el pensamiento) y el encéfalo (que servía para refrigerar la sangre). Esta teoría es algo descabellada y errónea, pero casi más cerca de la realidad que el psicoanálisis.

            David Osorios muestra la siguiente opinión sobre S. Zizek:(que suscribo completamente, y que copio por no poder definir mejor):

            “Corriendo el riesgo de que pareciera que tengo algún tipo de estima por el tipo, respondo: pienso que es un cretino moral de proporciones astronómicas, la definición andante de “impresentable”.

            Su desprecio por Occidente y los valores es un reflejo enfermizo de todo aquello que es criticable actualmente de la izquierda, a nivel global.

            Por si fuera poco, este hipócrita bufón sibarita (porque eso sí, no se pierde los viajes en jet, ni dar charlas en Universidades, ni darse la vida de rey, mientras que critica todo eso – a que así la vida es muy sabrosa) es un charlatán cuyos ‘análisis’ se basan en la pseudociencia freudiana. Mejor dicho: los Teletubbies no tienen nada que envidiarle a su representación de la sociedad.”

            Queda claro de lo que hablamos, ¿no?

            Un saludo, y mejor suerte otra vez.

          • Juan David

            Leí hace poco su último comentario y usted definitivamente me hace reír Señor Miguel, parece que argumentarle con algunos pensadores le genera malestar, al parecer lo abstracto le descompensa de algún modo ya que creería yo que no tiene la capacidad de entenderlo (no lo tome como un insulto, sólo que esto no es su campo de acción y no tienen inteligencia para ello, así como yo no tengo la inteligencia para ser astronauta o ingeniero de petróleos) lamentablemente no le hablaré con determinismos ni con fórmulas matemáticas para satisfacerle porque ese no es mi
            campo de trabajo, pero procuraré no volver a citar a nadie, pues con usted no necesito ninguna suerte, pero debo agradecérselo, pues lo de ignorante, por supuesto que lo soy, ya que todos somos ignorantes, como usted
            que a partir de un saber desprecia a otros y los tacha de “basura francesa”, la diferencia entre usted y yo, siendo los dos ignorantes, es que yo reconozco a la ciencia lo que corresponde y no la desmerito, y a pesar
            de lo que aprendí también como estudiante de biología, no me atribuyo un saber científico, sin embargo le critico algunas cosas a la ciencia tanto así como
            resalto sus avances, avances que como no colman (sino en algunos casos de forma ilusoria) el malestar ni la subjetividad, buscan siempre, tapar ese vacío
            existencial o malestar cultural a partir de definiciones concretas o de una verdad absoluta, la cual no encontrarán nunca, sino sólo aproximaciones, que por supuesto, podrían ser invalidadas, tal como lo que sucedió con Aristóteles a quien usted trae a colación, o con Galeno e Hipócrates, en fin, para no aburrirlo. Ahora bien, la ciencia, a pesar de los diferentes métodos científicos (porque no hay un sólo método científico) ha tenido grandes equivocaciones en el transcurrir de la historia, como los intentos de Einstein para modificar la relatividad general y otros muchos errores que aquel respetado científico tuvo en infinidad de cálculos matemáticos, o errores que
            la misma NASA ha tenido en cálculos en los que se perdieron vidas humanas, por lo que muchas de “las verdades científicas” como usted a boca llena
            dice, son en su mayoría solo aproximaciones y verdades subjetivas con fórmulas exactas, que por supuesto cambian y transforman a la cultura, y entonces dejan de ser subjetivas para convertirse en objetivas, pero lo
            chistoso es que luego son refutadas, (por los mismos científicos) y así seguirá siendo hasta el fin, estas “verdades absolutas” también van de la mano con el
            consumismo desbordado y el hiper-capitalismo, que aprovechan la condición humana para hacer de las suyas, es decir, un aparente bienestar proyectado
            hacia la humanidad, sin desacreditar los avances en medicina y otros muy buenos descubrimientos, descubrimientos que como tal, casi siempre han sido llevados a cabo por otros anteriormente, como sucedió con los pitagóricos o Aristarco de Samos, que ya habían dicho antes de Cristo que la tierra era más pequeña que el
            sol y se movía en derredor de éste, pero tal afirmación se le atribuyó fue a Copérnico mucho tiempo después, pero como le decía al inicio, la diferencia es que usted, con ciertos delirios de grandeza, compara torpemente el psicoanálisis con el tarot, cosa que me hizo reír demasiado y eso ya es sospechoso de alguien que supuestamente
            dice saber y que con leer apresuradamente algunos libros critica otras disciplinas, como lo hace con la psicología, de la cual usted se mofa, demostrando así la falta de ética profesional y además que no comprende en absoluto el psicoanálisis, cuando éste sólo es un discurso que explica cómo -ese cómo descriptivo- que también hace parte de la ciencia (la cual es otro discurso), se dan ciertos mecanismos anímicos a través de los numerosos casos tomados en historiales clínicos y la observación, y lo que la
            ciencia busca en parte es determinar a través de ciertas variables algún fenómeno y buscarle una explicación cuantitativa, Bueno…, y en cuanto a lo de
            S. Zizek, estuve buscando a David Osorios y no lo he escuchado nunca ni sé quién sea, ya que reconozco que soy un ignorante y no me las sé todas, así que
            decidí recurrir a Google académico como último recurso y tampoco encontré referencia alguna de aquel hombre. Igual, es un pensamiento respetable, ya que
            hace parte de la subjetividad de Osorios y al parecer Zizek le causa tal conmoción con las cosas que dice que este señor se siente amenazado, alterado, afectado o que se yo y recurre a reducirle con descalificativos (o a lo mejor
            no se puede dar la “sabrosa vida de Zizek” como dice él mismo, y ante esa imposible posibilidad, le critica) pero es que Miguel, el psicoanálisis no lo entiende ni lo podrá comprender todo el mundo, y muchas veces, al no entenderse algo, se genera algún tipo de movilidad, y la reacción más cercana es atacarle sin fundamento alguno, así que sólo es su percepción y la de Osorios, percepción
            yoica, razonable, buscada afanosamente en ser argumentada y que sólo es una mínima función de la conciencia, cosa que no es gratuita en los modos cómo
            funciona el psiquismo de cada individuo, y que como bien lo dice usted, es sólo una opinión (personal) la que da este señor Osorios, pero no le hablo más de
            psicología, ya que usted no la comprende y eso no tiene nada de malo ni lo hace un bruto, pero si un ignorante, sino que es algo que a usted le ofende y no puede reconocerse como ignorante, sino como alguien que aparentemente sabe mucho porque debe saber matemáticas o alguna otra ciencia o que se yo, ya que rechaza burlonamente todo lo relacionado a aquello que no puede matematizarse en su
            totalidad, lo que no percibo yo de usted ni me lo quiero imaginar es dando clases en una universidad, y no porque no se atribuya algún saber científico y no pueda hacerlo, sino porque no le da usted importancia al valor representativo ni simbólico de la palabra y el lenguaje, eso es, a la diferencia. Las palabras se pueden descomponer, observar y jugar con ellas, etc, etc, pero el lenguaje no, y usted descalifica a todo aquello que le da importancia a lo que nos hace seres contradictorios, paradójicos, diferentes y humanos, además de que desconoce por completo el significado más simple de la palabra ética, o a lo mejor no
            hay en usted significante de ello, al no darle usted importancia alguna al significante de las palabras, ni la apreciación simbólica y respetuosa que
            merece el lenguaje y a muchos que lo han tenido en cuenta más allá de un simple sistema vehículo de comunicación (cosa por la que el psicoanálisis se ha preocupado desde un comienzo) y referirse de basura a varias disciplinas que se han preocupado por lo humano, por lo tanto, cada cual a cada cosa, y si usted no valora el lenguaje (no sé si
            por lo menos habrá leído a Saussure) no sabe por lo tanto que el lenguaje va más allá de lo que se dice, y tiene un contenido simbólico, el cual no se puede
            medir y hace parte de la humanidad misma, y no me refiero al lenguaje binario ni a lo que se ha vuelto vulgarmente parte de la tecnología, o como lenguaje en
            la “posmodernidad”, concepto que usted tampoco ha profundizado y le voy a decir porque pero de un modo muy sencillo:
            si descomponemos esa palabra etimológicamente (y no le voy a citar a nadie para no aburrirlo) post, quiere decir, “después de”, y modernidad (sin profundizar mucho en el contenido de estos dos términos) sino más bien como un
            axioma significa “modos de ser ahora”, o sea significa algo ilógico: ¿modos de ser después de ser ahora? me temo que usted, si se considera “hombre de ciencia”, le falta profundizar más y no reducir todo a factores verificables y
            observables, ni jactarse de “la ciencia” como lo hace usted. Finalmente, déjeme decirle que la ciencia jamás se colmará en sí misma y hace parte de nuestros métodos como individuos y como sociedades, y precisamente, a pesar de ella, se siguen evidenciando “la insuficiencia de nuestros métodos para regular las
            relaciones humanas en la familia, el Estado y la sociedad” (Freud; 1929. Perdone que lo irrite un poco más citando a Freud, pero es que es tipo definitivamente si era muy inteligente), por lo que la ciencia también hace ver
            nuestra falta e incompletud, y se afana en llenarla con sus “exactitudes” y aún así no las colma, ni la ciencia (tan exacta como usted declara), ni la religión, y el psicoanálisis sólo es un modo de lógica (intolerable para muchos, porque los toca y los confronta en su ineptitud existencial mientras
            que otros la aceptan y la asumen de otras formas), es una lógica frente a los avatares de la humanidad. No siendo más, me despido y le agradezco por dedicar tiempo a responder, pero yo honestamente, estoy cansado y debo dedicar todas mis energías en estos momentos, a otras cosas más interesantes (sobre psicoanálisis precisamente) y le digo que usted puede seguir escribiendo, pero
            yo ya no pierdo más mi tiempo escribiéndole a usted, así que no le responderé más, buena suerte y éxitos en sus discursos científicos.

          • http://eldiadelaestafa.blogspot.com/ Miguel Blanco

            Más de 1500 palabras de cháchara psicoanalítica…
            Lo siento, me aburrió definitivamente.
            Más suerte con otra persona.

          • Lbrt OO

            Oh si claro, porque Freud sabía perfectamente de lo que hablaba (sarcasmo). No cabe duda que para ser psicoanalista es como pertenecer a un culto. Afortunadamente el resto del mundo ya desecho al psicoanalisis, lástima de Latinoamérica que insiste en los remedios mágicos y la charlatanería.

      • Andres Hidalgo

        Juan David que gran respuesta.

      • Miguel Blanco

        Sé lo justo de psicoanálisis:
        1) El psicoanálisis no es una teoría científica de la mente.
        2) El psicoanálisis no es útil como conocimiento psicológico.
        3) El psicoanálisis puede ser peligroso.

        No interesa nada más sobre esta cuestión.

        Y por favor, ahorre los comentarios despectivos y las recomendaciones. Ud. no sabe lo que yo he leído o dejado de leer, ni eso tiene relevancia.

        • Juan David

          Precisamente, al decir Lacán que el inconsciente está estructurado como un lenguaje, acaba usted afirmando su propia contradicción inconsciente con la negación consciente que hace cuando dice que no le interesa nada sobre esa cuestión (psicoanálisis), por eso es que acaba nuevamente usted afirmándose a sí mismo que no sabe nada de psicoanálisis, y con todo el respeto que se merece, debo decirle que la propia literatura no científica, como los hermanos Karamasov, de F. Dostoievski, o Hamlet, de Shakespeare, entre otros, fueron las primeras en describir los fenómenos de aquellos supuestos descubrimientos científicos que la ciencia se atribuye actualmente, y esos tres puntos tan absurdos que acaba de proponer no vale la pena refutarlos y siendo honesto, resultan más peligrosos para la clínica que el propio psicoanálisis como usted dice.

          • Miguel Blanco

            Gracias por esta respuesta.

            ¡Cómo me estoy riendo!

            Lacan (sin acento, por favor, que es francés), el sujeto que se atrevió a mezclar las extravagantes ideas del psicoanálisis con conceptos topológicos completamente fuera de lugar, sin ninguna base y sin parecido con la realidad. ¿Hay alguna prueba de que lo que inventó Freud o Lacan sea verdad? ¿ninguna? Pues claro que no, son elucubraciones hijas de sus padres y de una época.

            Por favor, lea “Imposturas intelectuales”, evitará situaciones ridículas.

          • Juan David

            Al parecer me temo que ese es el único texto en el que se ha basado usted para afirmar algo de lo que no tiene sino una idea superficial de algo que es más complejo de lo que usted se imagina, y se lo agradezco, porque ese texto ya lo había leído, incluso lo leí cuando era un estudiante, pero lo volveré a leer a ver que conclusiones nuevas saco de su supuesta argumentación. Al igual que con las lecturas del Antiedipo de Guattari y Deleuze que si quiere también se los recomiendo. Otra cosa, que Lacan haya tomado modelos matemáticos es cosa vieja de la que siempre se valen los que no pueden entender el psicoanálisis para atacarle, eso lo saben hasta en las universidades. Ah, y en cuanto a la tilde, a los franceses poco les interesa el acento como lo manejamos nosotros acá, así que yo en Francia si quiero podría decir: Lacán o Lacan, pues lo que hacen las “tildes” francesas (que en realidad son acentos) solo sirve para modificar el tipo de vocalización y pronunciación de las vocales y/o de acuerdo a algunas normas gramaticales, pues hay un acento especial para las consonantes. En fin, tómelo como quiera, al fin y al cabo, el psicoanálisis es un ejercicio que requiere un saber general (un saber simbólico) y recuerde que Freud en sus inicios fue más científico que cualquiera, y luego fue neurólogo, y Lacan era psiquiatra (sabían de ciencia) y cultura general, pero si para usted en su ignorancia sobre el tema lo quiere ver como una religión (que lo publicó hace unos días como “una secta” es problema suyo.

          • Miguel Blanco

            He leído bastantes textos sobre psicoanálisis, que no citaré aquí para no aburrir, algo que de nuevo es irrelevante, pues cuando, en una teoría, los supuestos son falsos o no verificables, no hace falta leer mucho más. Ejemplo: homeopatía, acupuntura, flores de bach, etc.

            Ya van saliendo los charlatanes posmodernos: Guattari, Deleuze. Falta citar a B. Latour, Irigaray, M. Foucault y el resto de la basura francesa posmoderna.

            Por favor, muestre algo más de respeto por la ortografía. Los apellidos no se escriben como nos dé la gana.

            Y vale ya de apelaciones a la autoridad. Me importa un pimiento lo que opinen Freud, Lacan, Einstein o el premio Nobel de química del año que Ud. elija. Lo que importa son si sus razonamientos tienen una verificación empírica, algo que NO se ha hecho en el caso que nos ocupa. ¿O ya ha cambiado el panorama? Me temo que no va a cambiar…

            Por cierto, a ver cómo lo encaja: tanto llamarme ignorante, ¿no será un efecto proyectivo, en el que Ud. intenta proyectar su falta de conocimientos en el interlocutor?

            Risas y saludos.

          • Lbrt OO

            jajaj tipico argumento psicoanalitico, si es Afirmativo tengo razón, si es Negativo, sigo teniendo razón porque usted lo niega. Puras tonterías. Con la navaja de Okham puede desechar al psicoanalisis. Por ejemplo: quitar una fobia (psicoanálisis 12 años – cognitivo conductal SOLO 6 meses)

          • Juan David

            Usted no sabe nada de lo que habla. Ya desperdicié mi tiempo con otro personaje en días pasados así que no lo haré con usted. Buenas tardes

          • Lbrt OO

            Y por cierto, no puedo siquiera considerar serio a alguien que dijo que existe la raiz cuadrada de un número negativo, ese Lacan no sabe nada de matemáticas. Puras habladurías sin sentido

  • Me han quemado

    La verdad es que el título del artículo es de traca. Se habla de un porcentaje de artículos que posiblemente (no es seguro) sean falacias sin rebatir. Lo que es falaz es escribir un artículo supuestamente científico divulgativo sobre la falta de rigurosidad científica de los artículos y hacerlo con una expresión de posibilidad (podría, puede ser, es posible). Si eso no es especulativo, que baje Dios y lo vea.

    Por cierto se habla de la medicina no de la psicología, que además no es una rama de la medicina, sino de las ciencias sociales, ya que la rama de la medicina que se ocupa de la salud mental es la psiquiatría. Por si eso no fuera poco el autor del artículo original que sustenta esta supuesta afirmación es curiosamente un médico. Después de todo este análisis, ¿habría que incluir su artículo dentro de ese 95% de artículos científicos no corroborados y poco rigurosos? Sospecho que sí (conste que utilizo esta expresión para no desmarcarme del estilo de los autores).

  • Beln

    Buenas,
    Quería comentar una cuestión con ánimo constructivo. Sin entrar a debatir sobre la investigación en psicología, que, indudablemente, tendrá, al menos, todas las debilidades que se comentan en cualquier ámbito de la investigación científica, mi crítica se centra en el desajuste entre el titular y el contenido.
    En el cuerpo del artículo no se mencionan investigaciones sobre psicología, al contrario, todas se centran en ensayos experimentales de biomedicina y, en general, de medicina. La medicina y la psicología no son sinónimos, como bien sabe el autor, ni siquiera la psiquiatría, que no coincide totalmente con la psicología.
    De modo que mi recomendación es que haya una mayor correspondencia entre titular y texto con el fin de ser más exactos y rigurosos, un requisito fundamental en la ciencia y asumo que también en el periodismo científico y de divulgación.
    Hasta el 95% de investigación en el ámbito de la saludo o en medicina… hubiese sido más veraz y no por ello menos impactante.
    Saludos

  • Francisco J

    Es tremendo, ¿no podemos tener un blog en España en el que se difundan noticias científicas para mucha gente? Siempre con la tendencia a evangelizar y a lanzar las manías de uno para tratar de convencer, aunque sea con medias verdades. Para escribir sobre ciencia Srs. Conocimiento , Rigor y sobre todo HONESTIDAD INTELECTUAL